Principios de AWSNA para las Escuelas Waldorf

1. La imagen del ser humano como ser espiritual inspira todos los aspectos de la escuela.
Las escuelas Waldorf trabajan activamente con las ideas de Rudolf Steiner sobre el ser humano en proceso de encarnación. Una idea fundamental es que el ser humano es un ser tripartito de cuerpo, alma y espíritu. La Educación Waldorf fortalece las capacidades físicas, emocionales, intelectuales, sociales, artísticas y espirituales del ser humano a medida que el individuo se mueve a través de las fases de esta vida.

2. Las escuelas Waldorf fomentan la renovación social cultivando las capacidades humanas al servicio del individuo y la sociedad.
Las escuelas Waldorf fomentan el desarrollo de manera que, a lo largo de la vida, los individuos estén motivados para servir a la humanidad con fortaleza de voluntad, profundidad de sentimiento, claridad de pensamiento y capacidad para trabajar con los demás. El programa educativo está diseñado para fortalecer estas capacidades humanas fundamentales en nuestros alumnos.

3. La comprensión antroposófica del desarrollo del niño guía el programa educativo.
Las escuelas Waldorf trabajan con el desarrollo gradual del ser humano desde niño hasta adulto. Este desarrollo sigue una secuencia arquetípica de tres fases de siete años. Durante este tiempo, el alma y el espíritu se apoderan progresivamente del cuerpo físico. El desarrollo de cada niño es una expresión única del arquetipo humano. Cada fase tiene dimensiones físicas, emocionales e intelectuales características.

El programa educativo se desarrolla a partir de este entendimiento. Los componentes principales del programa educativo incluyen la relación alumno-maestro, el enfoque artístico, trabajar de la experiencia al concepto, trabajar del todo a las partes, el uso del ritmo y la repetición, y la observación como base para la evaluación. Cada enfoque se adapta a los alumnos en cada fase del desarrollo del niño.

Por lo tanto, es esencial que los maestros tengan una preparación formal en la pedagogía Waldorf o estén participando en dicha preparación.

4. Las escuelas Waldorf apoyan la libertad en la enseñanza dentro del contexto de los acuerdos compartidos de la escuela.
El programa educativo de cada escuela Waldorf se basa en las ideas de Rudolf Steiner sobre el niño en crecimiento, sustentado por el estudio continuo de los profesores sobre la antroposofía y su desarrollo profesional en la Educación Waldorf.

El cuerpo docente de la escuela trabaja de manera colaborativa y cooperativa para desarrollar, afinar y revisar periódicamente el programa educativo. Los maestros individuales trabajan de manera creativa y en libertad con componentes curriculares, pedagógicos y de evaluación del programa y de una manera que sirva a sus alumnos en lo individual, al grupo como un todo y a la comunidad escolar. Este trabajo refleja y respeta los entendimientos y acuerdos educativos compartidos del cuerpo docente.

5. El desarrollo consciente de las relaciones humanas fomenta la salud individual y de la comunidad.
Las relaciones humanas duraderas entre los alumnos y sus maestros y entre los propios niños son el corazón de la Educación Waldorf. La tarea del profesor es trabajar con la individualidad en desarrollo de cada alumno y con cada grupo como un todo dentro del contexto de toda la escuela. Estas relaciones adquieren profundidad y estabilidad cuando se cultivan durante varios años.

Las relaciones humanas saludables con y entre padres y colegas son esenciales para el bienestar de la escuela. Se invita a los miembros de la comunidad a participar en el desarrollo de formas significativas, colaborativas y transparentes para trabajar juntos. Se estimula el autodesarrollo de cada individuo, ya que es clave para el bienestar del todo.

6. El desarrollo espiritual en apoyo del crecimiento profesional es una actividad continua para el cuerpo docente, el personal y el consejo.
Los miembros del cuerpo docente, el personal y el consejo trabajan de manera continua para cultivar su desarrollo espiritual con la ayuda de estudios antroposóficos y otros más. Las escuelas Waldorf crean oportunidades para compartir el estudio educativo, la actividad artística, la mentoría y la investigación para promover este crecimiento y desarrollo en servicio a los alumnos.

7. La colaboración y la responsabilidad compartidas proporcionan las bases del liderazgo y la dirección o gobierno de la escuela.
Las escuelas Waldorf se auto-administran. Este trabajo se fortalece cultivando una comprensión antroposófica compartida de la interacción social. El cuerpo docente, el personal y el consejo comparten la responsabilidad de guiar y dirigir la escuela de la siguiente manera:
a) El programa educativo es desarrollado por el cuerpo docente bajo la dirección del liderazgo pedagógico de la escuela.
b) Las actividades administrativas promueven el programa educativo.
c) El consejo trabaja estratégicamente para posibilitar salud legal y financiera a fin de realizar la misión y la visión de la escuela.
 
La dirección o gobierno de la escuela se estructura y se implementa de manera que a la vez cultiva la colaboración y es eficaz.
search login